Shirley Heights, pasado militar en Antigua

english harbour

La isla de Antigua, junto con Barbuda, están situadas justo en el medio de las Islas Leeward, en el Caribe este, cerca de Guadalupe, Montserrat, San Cristobal y Nieves, St. Barts y St. Martin.

Es una isla de vientos cálidos cuyas costas con muchos puertos naturales están protegidas por una barrera de corales importante, así que en tiempos coloniales era un buen lugar para esconder una flota entera de barcos. Bueno, es lo que hizo el almirante Nelson cuando en 1784 llegó con sus barcos y estableció aquí uno de los puertos ingleses más importantes del Caribe.

De aquellos años en los que la isla tuvo tanta presencia militar todavía quedan restos, tanto edilicios como culturales. Así tenemos English Harbour, el distrito histórico de Antiguo, o aquellos eventos que se realizan desde hace años y que guardan relación con la navegación, por ejemplo. Pero el lugar donde el pasado cobra forma es Shirley Heights.

Shirley Heights

Shirley Heights es el nombre de la serie de emplazamientos militares construidos en la parte alta de la isla desde los que se tiene una vista de la isla y el mar maravillosa. Desde aquí arriba uno puede contemplar English Harbour, por ejemplo, y durante las mañanas de domingo aquí la gente viene a disfrutar y pasar el día así que se organizan parrilladas y tocan bandas de música reggae. ¿Pero qué edificios hay?

Bueno, son los restos de varios fuertes que datan de la época de las Guerras Napoleónicas (1803-1815), serán unas 50 edificaciones que en su momento estaban repletas de soldados que llegaban desde Europa para defender los asentamientos coloniales ingleses en el caribe. Los últimos soldados partieron de aquí en 1854 para el a la Guerra de Crimea con Rusia, pero los edificios siguen allí.

Shirley Heights ha sido objeto de muchas excavaciones arqueológicas y así se han encontrado objetos de todo tipo relacionados con la vida cotidiana en un cuartel de esa época. Principalmente muchas botellas de alcohol, una bebida que nadie tenía empacho en consumir en cantidad durante los siglos XVIII y XIX, especialmente en las esferas militares.

Hoy la guarnición de Shirley Heights ha sido restaurada y nos permite gozar de una increíble vista panorámica. Si tienes ganas de disfrutar de este paisaje puedes llegar en coche hasta Clarence House, la casa que construyó el Duque de Clarence (futuro rey Guillermo IV) cuando estaba sirviendo a Nelson,  y caminar hasta la cima. O también puedes hacer el Sendero Lookout, un sendero natural que atraviesa el bosque y que comienza en English Harbour.

Y cuando estés arriba sabrás porqué esta fortificación nunca fue tomada.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Antigua y Barbuda


Deja tu comentario