Las Dark Falls, en San Vicente y Granadinas

dark falls en San Vicente

Las Islas de San Vicente y Granadinas son de origen volcánico y su geografía está poblada de montañas, hermosas montañas cubiertas de  vegetación que ofrecen una pequeña pero divertida oferta turística, en especial en las islas más pequeñas: Canouan, Mustique, los Cayos de Tobago, Pequeño San Vicente, Bequia, la Isla de la Palmera, Unión y demás islitas distribuidas en un racimo verde, dorado y turquesa. Estas islas se encuentran a apenas una hora de vuelo desde Martinica, y debéis saber que hay bastantes vuelos relativamente baratos, entre las diferentes islas con aeropuerto de las Antillas y San Vicente viene a costar entre 100 y 200 € dependiendo la distancia y fechas.

Un tour posible nos lleva directamente a las Cataratas Oscuras o Dark Falls, un par de caídas de agua increíbles a las afueras de Kingston y los Jardines Botánicos y dejando atrás a muchos pueblos pesqueros. Este paseo inolvidable termina entonces en el pueblo de Chateaubelair, un sitio con aire francés que recuerda a la colonia, a los pies sureños del volcán.

Aquí la costa es agreste, con un perfil agudo, acantilados y playa, ideal para tomar excelentes fotos. El pueblo es el hogar de las cataratas, un destino que todavía no está muy explotado y cuyo entorno geológico e hídrico y la vegetación que lo envuelve también forma parte de la belleza e importancia del lugar. La lava y la roca piroplástica han dado lugar a extrañas y fascinantes formaciones rocosas que son las que sostienen las cascadas.

san vicente y granadinas

Hay entonces dos caminos que nos llevan a las cascadas mas altas y a las cascadas mas bajas. El sendero principal hacia las cascadas bajas es relativamente plano y fácilmente accesible mediante un puente de bambú. Estas cataratas parecen una ducha y es realmente refrescante sentarse unos minutos debajo. Por otra parte, el sendero desde aquí hacia las cataratas superiores es un poco mas difícil pero el destino vale la pena porque debajo del salto de agua hay un hermoso estanque para andar.

Dos cataratas en un día, ¿hay algo mejor? Por último, aquí el clima es tropical y en ocasiones llueve, por eso lo mejor es llevar una muda de ropa, toallas y el traje de baño. Y listo, la zambullida está asegurada.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: San Vicente y Granadinas


Deja tu comentario